Imprimir
PDF

Mensaje de 12 de Enero de 1998 - Madre Teresa

En tantos momentos veo que sufrís como he sufrido yo incomprensiones de todo tipo, hasta en forma tan sutil, de alguna forma para muchos sos como una molestia porque representás una forma de vida y una forma de vivir el Evangelio como realmente debe ser.

Mensaje del 12 de Enero de 1998

Dice la Madre Teresa:


Aunque vos no lo creas, mi querido hermano, yo te conozco a vos desde que estoy acá, he visto todo lo demás y siento que sale de vos tanta fuerza, sale de vos tanto amor, sale de vos tanta belleza y además te pasa como a mí, no sos lindo de presencia, como no lo soy yo ni lo fui, pero ¡qué importa si es tan bello tu corazón, es tan grande tu alma! y tus manos abarcan tantas cosas que si te entendieran, si te entendieran, tomarían todos su pequeño equipaje y partirían hacia los cuatro puntos cardinales.

En tantos momentos veo que sufrís como he sufrido yo incomprensiones de todo tipo, hasta en forma tan sutil, de alguna forma para muchos sos como una molestia porque representás una forma de vida y una forma de vivir el Evangelio como realmente debe ser, aunque he elegido por morada casi diaria la casa de Artemio pero no creas por eso que no me paseo largamente y también en tu aposento en la casa del P. H. Esta casa debe ser un semillero universal de la palabra del Señor.

Te quiero mucho, teneme en cuenta.

Amén.

■ Fundación Jesús de la Misericordia y Corazón Inmaculado de María  |  Aprobada por Res. 139 A - Gob.de Córdoba – Sec. De Justicia – Dir.de Ins.de Pers.Jur.  |  Dirección: 9 de Julio 1162  |  Teléfono: 03537 – 431197 - 2553  |  Justiniano Posse – (Cba.)