Imprimir
PDF

Mensaje del 05 de Enero de 2004

Ya lo dije pero lo repito: cualquiera puede colaborar con lo que se le ocurra para este Año Santo rezos, ayunos, sacrificios, ofrecimientos, lo que quieran, pero no les pido nada, es decir todo esto no es lo que ustedes hacen sino lo que Dios puede hacer a través de ustedes.
Mensaje del 05 de Enero de 2004

Habla Artemio:

… la Madre Teresa está incómoda con esa Biblia ahí…, hoy es 05 de Enero de 2004.

Dice Nuestra Madre, la Virgen:

"He aquí la esclava del Señor hágase en Mi según tu palabra".

Quiero aclarar que el día sábado tenía pensado hablar Yo pero teniendo en cuenta que había dos personas que eran hermanos separados y que justamente no tienen para conmigo un trato ideal entonces no quise molestarlos con Mi presencia; ustedes dirán que: la mayoría me hubiese escuchado a Mí, sí, claro, pero tanto Mi Hijo como Yo somos tan tolerantes, somos tan considerados que nunca queremos ni por casualidad molestar a nadie.

Cuando vos le dijiste: iba a estar la Virgen con nosotros y no estuvo por ustedes, ellos dijeron: cuanta ternura de la Madre. Y por supuesto que uno nunca busca incomodar a nadie, eso no quita que me duela bastante ¿no?, que tantos millones de personas alaben a Mi Hijo y Yo soy prácticamente nada para ellos, pero ya llegará el tiempo, cercano, no tan cercano, o lejano en que habrá un solo rebaño y un solo pastor, mientras tanto sean tolerantes, amables, nunca discutan, nunca quieran imponer vuestras ideas, en todo caso denle el ejemplo de vuestra bondad, vuestra tolerancia, vuestro respeto, que es justamente la forma en que deben ser tratados los hermanos ¿no?.

No voy a adelantar nada de lo que pasará mañana, pero todo será muy bueno, no te hagas idea de ninguna naturaleza, porque no te adelanto nada de mañana.

Les recuerdo que estamos en el Año Santo y que las Gracias sobreabundan, los milagros están a la orden del día y los prodigios son muy comunes, a veces puede parecerles un poco distinto pero no, todo está especialmente dirigido, orientado por el Señor. Ya lo dije pero lo repito: cualquiera puede colaborar con lo que se le ocurra para este Año Santo rezos, ayunos, sacrificios, ofrecimientos, lo que quieran, pero no les pido nada, es decir todo esto no es lo que ustedes hacen sino lo que Dios puede hacer a través de ustedes.

Y para eso, simplemente hace falta esa entrega incondicional, ese ofrecimiento diario de que cada una de las cosas que uno toca, mira, huele, siente, sea una alabanza al Señor y que todo sea para mayor Gloria de Él y mayor felicidad de los hombres.

Todavía nadie puede entender que es esto ni que beneficios trae, pero cada día que pasa irán viendo ustedes las consecuencias de vivir en un Año Santo .

Les amo profundamente, estoy siempre intercediendo delante del Señor por ustedes.

Amén.

■ Fundación Jesús de la Misericordia y Corazón Inmaculado de María  |  Aprobada por Res. 139 A - Gob.de Córdoba – Sec. De Justicia – Dir.de Ins.de Pers.Jur.  |  Dirección: 9 de Julio 1162  |  Teléfono: 03537 – 431197 - 2553  |  Justiniano Posse – (Cba.)