Imprimir
PDF

Mensaje del 10 de Julio de 1997

Parecería que hiciéramos como un balance para remediar todo lo que hay que remediar y ver como el hombre con su libertad empieza a armar otras cosas que no son las convenientes y entonces necesitaremos otros mensajes para mejorar o perfeccionar lo que no esté bien.

Mensaje del 10 de Julio de 1997

Dice Jesús:

... entonces, estábamos con lo del salario, aparecerán otro tipo de problemas, todo lo referente a la deshumanización del hombre por la forma en usar los medios masivos de comunicación social, todo lo que ustedes, entre otras cosas llaman internet, es decir, hay que corregir, mejorar y purificar todo lo sucio, mal sano y terrible que se hizo hasta ahora, pero cuidado, que en el corazón del hombre siempre queda esa semillita de egoísmo, esa semillita de soberbia, que son nada más ni nada menos que resabios de aquél pecado original, entonces ustedes tienen la obligación de hacer conocer todo esto para que cambien los hombres, se avanzará mucho, pero aparecerán otro tipo de deshumanizaciones de acuerdo a los tiempo que corren.

Parecería que hiciéramos como un balance para remediar todo lo que hay que remediar y ver como el hombre con su libertad empieza a armar otras cosas que no son las convenientes y entonces necesitaremos otros mensajes para mejorar o perfeccionar lo que no esté bien.

Creo que todo está muy claro, porque al marchar hacia la socialización habrá muchas etapas todavía en las que el hombre deberá ir purificándose pero no piensen en tanto tiempo futuro que vendrá, manejen con vuestras manos todo lo que ahora tienen en vuestras manos, Yo dije eso para que ustedes pudieran hacer pie y comparar. Si ustedes se ponen a pensar en tiempos muy anteriores y en los tiempos actuales, entonces concluirán conmigo que las injusticias que ahora se ven son apenas juegos de niños en comparación con las vistas siglos atrás, ahora son juegos de niños en comparación con aquellas brutalidades, no quiere decir que esto no sea malo, pero no es tan terrible como aquello, pero siempre hay un denominador común como hablaban al comienzo, que la vida humana no tiene valor, que la vida humana no tiene valor, el valor que corresponde que se le de.

A Santa Faustina le he dicho muchas cosas sobre la era de la Misericordia, parece todo extraordinario, pero así como les dije el otro día sobre la mentalidad y las formas de devoción a Mi Sagrado Corazón de tiempo atrás con Santa Margarita María y las formas de la Beata Faustina, ahora irán viendo otro tipo de cosas, pero en todo caso se va a ir cerrando el círculo sobre lo mismo, y en primera y última instancia todo lo que digo no es absolutamente nada nuevo, porque está todo el Evangelio y digo lo que dije al comienzo, que hay que volver a repetirlo por la gran cantidad de sordos que hay. Cuánto tiempo hace ya que a través de Mensajes, recomendaba la consagración de los países, de las naciones, de los hombres a los Sagrados Corazones de Mi Madre y el Mío, bueno, ¿se ha cumplido todo eso?, y ustedes Mis queridos hermanos presentes, ¿ya tienen vuestro corazón, vuestra vida y la vida de vuestra familia recomendada a los Sagrados Corazones de Mi Madre y del Mío?, no sea cosa que pensemos que los otros están en falta y nosotros sin darnos cuenta también lo estamos.

Por eso que termino este Mensaje de hoy diciendo: que no pase un día más sin que los presentes consagren todo su ser, de sus familiares a los Sagrados Corazones de Mi Madre y el Mío, que no dejen pasar un día más. Ya sé que una vez algo hicieron, pero no se tomó conciencia total de la cuestión, así que repetirlo.

Si parece que algo de lo que dije esta noche es un poco áspero y alguno se siente golpeado, esa no fue Mi intención, no fue Mi intención, en todo caso podría repetirles lo del otro día cuando dije que el violinista para dar su concierto tiene que tensar tanto las cuerdas de su violín y seguramente a las cuerdas le dolerán, a las cuerda le dolerá, pero es la única forma del que el concierto salga muy bien. El que tiene oídos para oír que oiga, Mis queridos hermanos, Yo sé que no pongo en vuestras manos nada fácil, lo sé muy bien, pero como los quiero tanto, como sé de vuestra generosidad sin límites entonces uso de ustedes, en el buen sentido de la palabra, para hacer lo que estoy haciendo, si Yo no los amara como los amo no estaría aquí entre ustedes, compartiendo hasta la más mínima cosa y respirando el mismo aire.

Amén.

Habla Artemio:

Hoy es 10 de Julio y en tu presencia Señor, todos los presentes y sus familiares y todas las personas que quieren, en tu nombre Señor, que queden todos consagrados a los Sagrados Corazones de la Virgen María y tuyo. Señor, que este acto de consagración de todos los presentes, sus familiares y todas las personas que quieren, sean aceptados por vos Señor para la consagración de todos a vuestros Sagrados Corazones, no por un día, dos o cinco, sino para toda una eternidad, cada uno en su interior piense que desde este momento ustedes, sus familiares y todos los que ustedes quieren son aceptados por Jesús y María, son consagrados a sus Sagrados Corazones.

Señor, te damos gracias por todo, no voy a dejar de reconocer que tus palabras esta noche Señor fueron bastante fuertes, pero justamente por ello digo: Gloria a ti Señor, Gloria a ti Señor, Gloria Señor, Gloria, Gloria, Gloria Señor, porque seríamos los más imbésiles del mundo si no reconociéramos el enorme privilegio Señor que estuvieras vos toda una reunión con nosotros, ¿qué nos puede resultar duro o difícil?, nada Señor.

Amén.

■ Fundación Jesús de la Misericordia y Corazón Inmaculado de María  |  Aprobada por Res. 139 A - Gob.de Córdoba – Sec. De Justicia – Dir.de Ins.de Pers.Jur.  |  Dirección: 9 de Julio 1162  |  Teléfono: 03537 – 431197 - 2553  |  Justiniano Posse – (Cba.)