Mensajes 1996

Imprimir
PDF

Mensaje del 13 de octubre de 1996

Dice la Virgen María:

Soy Nuestra Señora de Justiniano Posse y quiero decirte una serie de cosas.

Por empezar los mensajes de ayer no fueron bien escritos. Anular todo eso, (la chica que escribía se emocionó y escribió algo y mal).

La idea central de lo que no fue escrito es que todo puede resumirse en paz, trabajo y humildad, que cada ser humano pueda vivir con dignidad que el hombre merecer vivir.

 

Imprimir
PDF

Mensaje del 16 de octubre de 1996

Dice Jesús:

¿Qué les parece si empezamos a adoptar el Evangelio a nuestro quehacer cotidiano?

Necesito que se estudie y profundice mucho más el Evangelio de San Juan. Y no se olviden de los Salmos. ¡Cuánto amo los Salmos!

Casi nadie sabe lo que es el Apocalipsis y otros lo saben mal, quiero que se descubra la inmensa riqueza que contiene.

No quiero robarles palabras a mi Madre, pero antes les digo que necesito que el Espíritu Santo hable con ustedes y no se olviden nunca que se va al Padre por Mí.

 

Imprimir
PDF

Mensaje del 17 de octubre de 1996

Dice Jesús:

Todo lo que acabamos de vivir es un anticipo del cielo. (Se refiere a que junto a Ellos había una cantidad enorme de personas, la casa había perdido sus paredes y una multitud estaban detrás de ellos… personas pero sin rostro dibujado y de color naranja pálido, se distinguían algunos Santos: Santa Teresita de Lissieux, San Martín de Porres, San Juan Bautista Vianney, San Benito de Nursia, San Francisco de Asís, el Padre Pío, San Francisco Javier, San José y niños pequeños bulliciosos…) Si ustedes supieran cuánto es mi afecto… pero no alcanzan a entenderlo…

 

Imprimir
PDF

Mensaje del 19 de octubre de 1996

(Me siento como en las nubes y lo único que noto son los dedos de Jesús y de María apretándome los hombros).

 

Dice Jesús:

Te sentís tan confundido cuando nos acercamos y cuando apoyamos nuestra ropa en tu cara… te parece que has perdido la razón y tenés que abrir los ojos muchas veces para cerciorarte de que estás en este mundo.

 

Imprimir
PDF

Mensaje del 22 de octubre de 1996

Dice la Virgen María:

Mi alma engrandece al Señor porque aquí esta noche han ocurrido maravillas (se refiere a la cantidad y calidad de oraciones y por las intenciones que se aplicaron).

¿Cómo es que te has olvidado de describir sobre mi corazón la paloma blanca del Espíritu Santo? (se refiere a que describí cómo estaban vestidos ambos).

Tu voz esta noche no tuvo límites y la gracia del Señor se desparramó hacia los cuatro puntos cardinales.

 

Imprimir
PDF

Mensaje del 24 de octubre de 1996

Dice la Virgen María:

Hoy hablará en mi nombre San Juan Bautista Vianney, el Santo Cura de Ars y cada una de sus palabras es como si yo las dijera ya que él es el Patrono de los Sacerdotes.

Hoy voy a hablar de los sacerdotes, pero antes tendría que decir que no me gusta cómo están organizados los Seminarios en América (hay maravillosas excepciones).

 

Imprimir
PDF

Mensaje del 29 de Octubre de 1996

Dice Jesús:

Son tantas las cosas que quisiera decirte porque mi intimidad con vos ha llegado muy lejos, es cierto que soy un amigo, un hermano, un compañero de camino…

¿Por qué no escribís todo lo que dijiste hoy? (se refiere a la parte de Evangelización). El hombre aprendería a vivir diferente. Quiero palabras que sean entendidas por los hombres. Es necesario hablarles de una manera para que puedan llevar a la práctica todos esos principios fundamentales para vivir de otra forma.

 

Imprimir
PDF

Mensaje del 5 de noviembre de 1996

Dice Jesús (también estaba la Virgen):

Como pudiste ver, yo uno mis palabras a las de mi Madre en sus mensajes como Reina del Espíritu Santo.

Pueden quedarse en paz porque a pesar de los ataques frontales y sutiles, mi Madre y Yo los llevamos en nuestro corazón.

 

■ Fundación Jesús de la Misericordia y Corazón Inmaculado de María  |  Aprobada por Res. 139 A - Gob.de Córdoba – Sec. De Justicia – Dir.de Ins.de Pers.Jur.  |  Dirección: 9 de Julio 1162  |  Teléfono: 03537 – 431197 - 2553  |  Justiniano Posse – (Cba.)